La ciudad de Praga, capital de la República Checa, se encuentra en el centro del continente Europeo y, siendo ésta una de las ciudades más hermosas, es una de las capitales más visitadas sobre todo por europeos. La ciudad está ubicada a las orillas del maravilloso rio Moldava. También es llamada la ‘ciudad de las hadas’ por su fascinante arquitectura, la cual sirvió de inspiración para los castillos de Disney.

Además, Praga hace un perfecto uso de su belleza con el estilo de la ciudad y el rio que la recorre, dando un aspecto fantasioso y místico.

Lugares para visitar en Praga

El monumento que debes visitar cuando hagas tu primera salida, es sin duda alguna, el Reloj Astronómico de Praga, el cual se encuentra en el Ayuntamiento y es conocido por ser el reloj medieval más famoso del mundo. Hecho por el maestro relojero Hanus, y perfeccionado por Jan Taborsky, un arquitecto único en el mundo. Una vieja leyenda cuenta que dejaron a Hanus ciego para que no pudiese hacer otro reloj igual.

También te puede interesar:  Visitar la Mezquita Catedral de Córdoba

Está compuesto de tres partes

  • La primera, es el calendario de Josef Mánes, teniendo unas esferas en su interior las cuales representa los meses del año y además pinturas y signos del zodiaco. Por otro lado en el centro, está el antiguo escudo de armas, emblema de la ciudad.
  • En la segunda parte, se encuentran unas esferas superiores, también está el reloj astronómico.
  • Por último, en la tercera parte, están las figuras animadas, donde los doce apósteles salen cada vez que el reloj marca la hora y se encuentra en las ventanas del reloj astronómico. Además cuenta con cuatro figuras en el calendario, las cuales son un ángel, un filósofo y un orador. Una autentica obra de arte.

También está el puente de Carlos, con más de 500 metros de largo y 10 de ancho, es uno de los monumentos más famosos de Praga, en especial por sus particulares estatuas que lo bordean dándole un aire místico.

También te puede interesar:  Visitar las favelas de Río de Janeiro en Brasil

Las catedrales de Praga

Hay mucho por destacar, empezando por la obra maestra del arte barroco, la iglesia de San Nicolás, con una arquitectura bellísima semejante a un castillo, pero que en su interior guarda las pinturas y las obras destacadas del arte europeo, con acceso a la torre para poder subir y verla en detalle por completo.

Ahora hablemos del arte gótico. La catedral de San Vito, ubicada en el interior del Castillo de Praga, donde en su interior se encuentra las joyas de la corona y la tumba del rey, además es donde se coronaban a los reyes de Bohemia.

El castillo de Praga y su interior

El castillo de Praga está compuesto por diversas torres, las cuales servían de prisión, calabozo y hasta de laboratorio. También cuenta con edificios y callejuelas que se conectan entre sí. En el castillo, también se encuentra el Antiguo Palacio Real.

También te puede interesar:  Visitar el Castillo de Windsor

Tiene un especial significado, ya que la historia de la ciudad comienza con la construcción de este castillo, donde los reyes se alojaban y donde el despacho presidencial de Republica Checa ahora tiene lugar, es como si fuera la Casa Blanca de Praga.

Además de la Catedral de San Vito, también está el Callejón del Oro, compuesto por casitas de colores y da la sensación de un ambiente tranquilo y acogedor donde actualmente se pueden encontrar diversas tiendas de artesanos.

Por ultimo esta la galería de arte bohemio localizada en la Basílica y Convento de San Jorge, donde puedes ver la representación del cristianismo de una manera sublime, en sus vitrales y ornamentos.

Sin duda visitar Praga resulta ser un lugar excelente para hacer turismo por su gran belleza arquitectónica, y que hace honor a los distintos nombres que le han dado, la ‘ciudad dorada’, la ‘ciudad de las hadas’ o la ‘ciudad de las torres’.